En el año 2020 y con la triple intención de ampliar los alcances, que no sea una red sólo de jóvenes y sumar activistas de España y Portugal, se decidió que lo que fuera la Red latinoamericana de Jóvenes por la paz, se convierta en la ALIANZA IBEROAMERICANA POR LA PAZ.